Quiero una cita

El orgasmo no es el trofeo del sexo